fbpx

Quesos curados sin lactosa

Consumir queso curado es algo muy habitual dentro de nuestra gastronomía. De hecho, estos quesos de sabor marcado, acompañan muchas cenas y comidas en los hogares de los españoles.

Los quesos curados son aquellos que han tenido un proceso de curación mediante un proceso de salado o ahumado. Como consecuencia, pierden agua y esto hace que cambie su estructura y se conviertan en quesos más secos y duros.

Precisamente este periodo de curación es el que influye también en el sabor de este producto, haciendo que sea más marcado y que presenten más grasas que otros quesos cuyo periodo de curación ha sido mucho menor.

Descubre nuestro catálogo de quesos curados sin lactosa

Disfrutar de un buen queso curado es una de los mayores placeres que existen. Puede comerse solo, acompañado de un poco de pan o incluyéndolo en cualquier receta.

Pero, si tienes intolerancia a la lactosa, es posible que tengas algunos problemas digestivos a la hora de consumir este producto. Por eso en nuestro catálogo vas a encontrar una amplia variedad de quesos curados sin lactosa para que puedas elegir el que más te guste.

Vas a poder comer queso siempre que quieras y sin sufrir ningún tipo de daño en tu salud.

¿Cómo se elabora el queso curado sin lactosa?

Muchas veces la creencia nos lleva a pensar que, cuando quitamos a un queso la lactosa, este pierde su denominación de queso pero nada más lejos de la realidad.

La elaboración es exactamente la misma con la única diferencia de que, durante el proceso, se incluye una enzima llamada lactasa y que es la que ayuda a nuestro cuerpo a digerir la lactosa que se encuentra habitualmente presente en el queso.

De esta forma evitamos que el sistema digestivo se vea afectado por este elemento y los incómodos problemas que ésto conlleva.

Por qué comprar queso curado sin lactosa de nuestra Dehesa

En La Nevera Española llevamos décadas elaborando productos de manera artesana. No solamente quesos sino también carnes, jamón y todo tipo de embutidos.

Esto implica que tenemos una amplia experiencia con este tipo de ingredientes y sabemos cómo enfrentarnos a ellos en cada uno de los pasos del proceso de elaboración para conseguir sacar lo mejor de la materia prima con la que trabajamos.

Además todos nuestros productos se llevan a cabo de manera artesana para sacar la máxima calidad posible a una materia prima que, por su parte, se cría al aire libre y alimentándose de pastos naturales en nuestra Dehesa.

¿Cuál es la diferencia entre quesos curados y semicurados?

Por si alguna vez te lo has preguntado, y como su propio nombre indica, la diferencia entre los quesos curados y semicurados es principalmente el periodo de curación de los mismos.

De esta forma, cuando hablamos de curados nos referimos a quesos cuyo periodo de curación ha oscilado entre los 4 y 7 meses. Lo que hace que su sabor sea mucho más marcado, fuerte y potente.

Mientras que los quesos semicurados tienen un periodo de curación mucho más breve, siendo de entre 2 y 3 meses. De ahí que este tipo de quesos resulten mucho más suaves a la hora de comerlos y gusten más a los niños y a aquellas personas que no son excesivamente fanáticas del queso.

Dónde comprar queso curado sin lactosa

Los productos sin lactosa en ocasiones tienen un precio más elevado que aquellos que no tienen este tipo de características particulares.

Esto hace que, muchas veces, las personas intolerantes a la lactosa tengan ciertas limitaciones a la hora de consumir algunos alimentos si no quieren que su bolsillo se vea afectado.

Pero precisamente esto es lo que queremos evitar en La Nevera Española. Por eso te ofrecemos productos de la mejor calidad y con un precio más que ajustado.

Queso curado sin lactosa: Ofertas

Además de ajustar el precio de todos nuestros productos para ofrecerte la mejor calidad-precio, también colgamos ofertas de productos todas las semanas en nuestra tienda online.

De esta forma, puedes adquirir productos de excelente calidad con un precio más que asequible. Y no solamente quesos, también vas a encontrar fiambres, carnes y jamones de excelente calidad.

Anímate a comprar y disfruta de nuevo del queso sin tener que preocuparte por la lactosa.