fbpx
afilar-cuchillo-jamonero

Cómo afilar un cuchillo jamonero

Saber afilar cuchillo jamonero es una cosa que tarde o temprano te va a resultar de gran utilidad, pues es fundamental que estos tengan un buen filo y lógicamente este se va desgastando a medida que se va usando.

Cuando notes que dicho filo comienza a perderse, será una clara señal de que ha llegado la hora de afilarlo. Saber cómo afilar un cuchillo es algo que tiene que saber cualquier amante del jamón.

Aunque puedes acudir a un profesional que lo haga por ti, lo cierto es que saber cómo afilar bien un cuchillo jamonero no es nada complicado. Puedes hacerlo perfectamente por ti mismo.

Ángulo afilado cuchillo jamón jamonero

Antes de saber cómo afilar un cuchillo, un dato que es muy necesario saber es el ángulo afilado cuchillo jamón jamonero. Para que el afilado resulte perfecto y pueda llevarse a cabo de manera sencilla es preciso que el cuchillo esté en un ángulo de 15 a 20 grados.

Lo cierto es que vale la pena porque saber cómo afilar un cuchillo jamonero te servirá para cualquier clase de cuchillo.

Cómo hacer el vaciado de un cuchillo (a mano)

Antes de ver las diferentes técnicas para afilar jamonero, vamos a contarte cómo hacer un vaciado de cuchillo a mano. Aunque son muchos los que omiten este paso, esto es algo que es muy recomendable realizar antes del afilado.

De este modo se afinará el cuchillo por los laterales, quitando así de paso los rayones que alteran su apariencia y perjudican su capacidad de corte. Además, hacerlo es muy sencillo: basta con que desgastes los laterales del cuchillo en una piedra de afilar para que la hoja quede más delgada.

Si lo prefieres, también puedes recurrir al servicio de un profesional que se encargue de hacerlo por ti.

Formas de afilar cuchillo jamonero

Afilar cuchillos en casa puede ser muy sencillo contando con una herramienta adecuada y siguiendo su técnica paso a paso. Vamos a ver cómo afilar un cuchillo en casa. Son dos eficaces alternativas: cómo afilar con chaira y cómo afilar un cuchillo con piedra de agua.

Técnica para afilar cuchillos con chaira

Una de las más habituales es la técnica para afilar cuchillos con chaira. Este elemento es una barra cilíndrica de acero cuyo diseño está totalmente orientado al afilado.

Antes de usarla, debes saber que lo ideal es que esté magnetizada, pues de ese modo el cuchillo se alineará mucho mejor con el borde de la hoja del cuchillo en ese rango de 15 a 20 grados que se requiere.

Una vez dicho esto, vamos a ver ya cómo afilar con chaira:

  1. Limpia el cuchillo y la chaira con agua y jabón.
  2. Sécalos minuciosamente con un trapo que no eche pelusas.
  3. Agarra el cuchillo con la mano derecha (o con la izquierda si eres zurdo).
  4. Coge con la otra mano la chaira (siempre por detrás del mango) y sujeta ambas cosas con firmeza. Estate pendiente durante el proceso de que la chaira no se mueva.
  5. Ahora coloca la hoja del cuchillo sobre la chaira en un ángulo de unos 15 grados.
  6. Desliza la hoja por la chaira de punta a punta. Empieza por la parte que está más cercana al mango y termina en la punta. Intenta pasar por todo el filo del cuchillo jamonero.
  7. Repite estos movimientos de manera constante y a un buen ritmo. Hazlo varias veces por cada uno de los dos lados del cuchillo. Por norma general, bastará con un minuto por cada lado.
  8. Cuando consideres que ya es suficiente, prueba si el cuchillo ya está afilado. Puedes hacerlo, por ejemplo, cortando una servilleta.
  9. Lava cuidadosamente el cuchillo y la chaina para eliminar cualquier rastro de polvo metálico de ellos.
  10. Seca inmediatamente para evitar que se oxide.

Puede que la primera vez se te haga un tanto pesado, pero una vez que aprendas como se usa la chaira para afilar cuchillos lo harás prácticamente de forma mecánica las próximas veces. Por supuesto, poniendo siempre sumo cuidado.

Afilar cuchillo jamonero con piedra de agua

afilar-cuchillo-jamonero-piedra-de-agua Afilar cuchillo jamonero con piedra de agua es un método utilizado desde hace mucho tiempo y que goza de una gran popularidad. Antes de llevarlo a cabo, pon la piedra a remojar durante unos diez minutos.

Después colócala en una superficie estable para que no se desestabilice ni se deslice mientras afilas el cuchillo. Una buena idea es ponerla sobre una mesa en la que haya una toalla humedecida. Así, la piedra quedará totalmente estable.

Al igual que en el otro método (chaira) también es preciso que laves (con agua y jabón) y seques bien el cuchillo (con un trapo que no libere pelusas).

  1. Agarra el cuchillo con cuidado y ponlo en un ángulo de unos 15 grados.
  2. Mantenlo con un dedo de la otra mano para que no cambie el ángulo durante el proceso.
  3. Desliza el cuchillo por la piedra. No gires la muñeca, ya que si lo hicieras variaría el ángulo.
  4. Repite este proceso varias veces en ambas direcciones hasta que consideres que está lo suficientemente afilado.
  5. Durante las últimas pasadas hazlo solo en la dirección en la que el filo se desliza hacia delante (omite el sentido contrario). Es decir, como si lo que quisieras hacer es cortar la piedra.
  6. Dale la vuelta al cuchillo y haz lo mismo por el otro lado.

Cuanto termines, pásale agua al cuchillo para sacar el polvo metálico y sécalo minuciosamente para evitar que se oxide.

Para completar la información sobre cómo afilar cuchillos, te diremos que también puedes hacerlo de forma más rápida y sencilla con máquinas como la esmeriladora.

Si quieres saber cómo afilar un cuchillo con esmeril, basta con que sigas las instrucciones que incluirá este producto (de todos modos, se trata de un proceso muy intuitivo).

¿Cuál es la mejor forma de afilar un cuchillo?

Vale, ya hemos visto las diferentes alternativas, pero, ¿cuál es la mejor forma de afilar un cuchillo? Lo cierto es que cada uno de los métodos, como todo, tiene sus propias ventajas y desventajas.

No obstante, la respuesta más cercana a esa pregunta es que podría decirse que el método de la piedra es con el que se obtiene una mayor precisión y unos mejores resultados. Por supuesto, eso no quiere decir que la chaira para afilar cuchillos no sea útil.

¿Dónde puedo afilar cuchillos?

Cuando no se puede o no se quiere hacer por uno mismo, una pregunta muy habitual es la de ¿Dónde puedo afilar cuchillos?

Pues bien, la respuesta es muy sencilla: basta con que acudas a los servicios profesionales de una buena cuchillería que te deje el cuchillo vaciado y afilado. El precio no es nada elevado y te quedará como nuevo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *