fbpx

¿Qué es el solomillo y de dónde se extrae?

que es el solomillo

El solomillo es uno de los cortes de carne más apreciados por muchos. Su sabor, la facilidad para cocinarlo y sus características han conseguido que sea considerado como uno de los mejores platos.

Pero existen muchos aspectos que desconocemos sobre este alimento. Porque, ¿sabes qué es realmente o que existen distintos tipos?

Hoy te vamos a dar todas las claves para que puedas conocer a fondo este producto y sepas cómo aprovechar al máximo este manjar.

Solomillo de cerdo: que es

solomillo de cerdo Si alguna vez lo has comido es probable que alguna vez te hayas preguntado: ¿El solomillo que parte es? o ¿Cuántos solomillos tiene un cerdo? Hoy vamos a resolver todas estas dudas.

Se trata de una pieza cónica que se encuentra en la zona lumbar del animal justo debajo del lomo, entre las costillas inferiores y la columna vertebral del mismo. Podemos decir, por tanto, que cada animal tiene solamente uno aunque sí que pueden distinguirse distintas partes dentro del mismo.

Es uno de los cortes más preciados porque se extrae de una de las zonas que sufre menos el movimiento del animal, lo que hace que sea una carne mucho más suave. De ahí que se haya convertido en un alimento tan valorado.

¿Cuáles son sus partes?

Como acabas de ver, el solomillo en pieza tiene distintas partes que se conocen como la cabeza, el rosario, el centro y la punta. Las cuales, a su vez, se llevan a cabo en distintos cortes.

Los más utilizados y conocidos son:

  • Chateubriand. Es la parte más gruesa y, por tanto, la que suele dar para un mayor número de raciones.
  • Tournedó o turnedó. Para realizar este corte se utiliza el corazón de la pieza y se realiza de un filete grueso con forma cilíndrica.
  • Filet de mignon. Es el que se consigue de la punta y es una de las piezas más valoradas debido a su suavidad.

¿Qué tipos existen?

Ahora que ya sabes el origen del mismo y los distintos cortes que pueden realizarse con el mismo, es importante que sepas los distintos tipos que existen.

1. De cerdo

El solomillo de carne de cerdo es uno de los más consumidos en nuestro país junto con otros alimentos como el jamón ibérico, el cual se extrae de las patas traseras del cerdo ibérico. Esto se debe a su gran sabor y a que tiene un precio más económico que el de ternera.

Este se extrae de la parte interna del lomo del animal, siendo una de las partes que menos sufre la grasa del cerdo debido a su ubicación. Esto hace que, a la hora de cocinarlo, debamos tener algo de cuidado para evitar que se seque.

No obstante, disfrutar de este producto en casa es algo muy sencillo ya que existen muchas formas de cocinarlo como, por ejemplo, la receta de solomillo de cerdo al horno con reducción de Pedro Ximenez o el cerdo con salsa.

2. De pollo o pavo

Aunque son menos conocidos, las piezas de pollo o pavo también son piezas que pueden comprarse y consumirse.

En ambos casos se trata de una carne mucho más económica que la de la ternera y además no tiene apenas grasa por lo que es ideal para consumirla en cualquier tipo de dieta.

Además, pueden llevarse a cabo múltiples recetas como el solomillo de pavo al horno o el solomillo de pollo en salsa. Ambas muy sencillas de llevar a cabo en nuestro día a día e ideales para acompañar con alguno de los productos que puedes encontrar en nuestra tienda online de vinos.

3. De ternera

El solomillo de ternera tiene un peso aproximado de unos 3 kg y es una de las preferidas por muchos debido a su gran sabor.

Se trata de una carne magra sin grasa infiltrada por lo que apenas engorda y no es mala para nuestra salud. Esto implica que podemos consumirlo de forma habitual al igual que ocurre con el jamón serrano aunque, si quieres despejar tus dudas sobre si el jamón es bueno para el colesterol te aconsejamos que leas esto.

Sin embargo, este producto tiene un precio más elevado que el cerdo por lo que, a la hora de comprarlo, no suele ser un producto que tengamos siempre en nuestra casa.

Eso sí, si compras una pieza de ternera te aconsejamos prepararlo a la plancha utilizando simplemente un poco de aceite de oliva virgen extra para que puedas disfrutar de todo el sabor de esta maravillosa carne.

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos se hace.